Un aria de Fromental Halévy: “Rachel, quand du Seigneur”

juive_philipsLa ópera romántica supuso también una nueva edad de oro del aria -canción solista de una ópera-. Si, durante el siglo XVIII, el aria se había convertido en la protagonista absoluta del teatro musical en cualquiera de sus formas, durante el Romanticismo ocupó una nueva posición. Esta nueva posición estaba apoyada, no en la cantidad, sino en la función estratégica en cuanto a la definición del personaje y del momento dramático.

En este artículo analizaremos un ejemplo tomado de la ópera francesa La judía [1835] de Fromental Halévy, cuya obertura tuvimos ocasión de analizar recientemente en esta otra entrada.

La juïve [1835] de Jacques-Fromental Halévy

Género estrechamente ligado al momento histórico que lo alumbró -la monarquía de Julio-, la grand ópera es un elocuente testimonio de las profundas transformaciones sociales de su tiempo, tanto en su tratamiento del conflicto político y religioso -profundamente ingenuo, pero también inédito-, como por el hecho de que sus dos autores más emblemáticos -Meyerbeer y Halévy- fueran judíos.

El tenor Alphonse Nourrit, caracterizado como Eleazar, según un grabado de Maleuvre.

El tenor Alphonse Nourrit, caracterizado como el judío Eleazar, según un grabado de Maleuvre.

El origen judío de algunas de las personalidades musicales más destacadas del siglo XIX obedece, en primera instancia, a la progresiva implantación de legislaciones liberales en los estados europeos (a través del Código napoleónico), que eliminaron las normas especiales que afectaban sólo a sectores determinados de la población (la aristocracia, los campesinos, los gremios o los judíos, etc.) y supusieron, de facto, la incorporación de los judíos a la vida pública en sus respectivos países.

Halévy es un ejemplo ilustrativo tanto de la rapidez de este proceso como de sus dificultades y limitaciones. A diferencia de Meyerbeer -quien asaltó la Ópera de París avalado por sus grandes éxitos en el ámbito de la ópera seria italiana- Halévy practicó su religión de forma ostensible y asumió el encargo de componer La judía con un bagaje más discreto, como maestro de coro en la Ópera y compositor en el ámbito de la ópera cómica francesa.

La promoción de Halévy a la Ópera de París llegó de la mano de Eugène Scribe, libretista y “poder en la sombra” de la Gran Ópera francesa, quien negoció con el director de la institución, Louis Véron, un nuevo proyecto tan polémico y espectacular –La judía– que superaría el éxito alcanzado por Meyerbeer con su Roberto el Diablo de 1831, la cual provocó tanta admiración como escándalo gracias a su provocativo ballet de monjas del Acto III.

Temeroso quizá de exponerse públicamente con un asunto tan delicado, Meyerbeer declinó la oferta y se pensó entonces en Halévy, quien se enfrentó a su tarea “con entusiasmo, pasión y una ansiedad febril”, según anotaría su hermano Léon.

El meteórico ascenso de Halévy provocado por el éxito de La judía alcanzó su momento álgido cuando se propuso su ingreso en la Academia de las Bellas Artes ese mismo año. La candidatura fue rechazada inicialmente en favor del candidato Anton Reicha, a lo largo de un accidentado proceso que, aunque culminó al año siguiente, alimentó un debate público con claras resonancias antisemitas, entre cuyas acusaciones sobresaldrán las relativas a la “falsedad” y el carácter “calculador” de su arte, muy similares a las que recibirían Meyerbeer y Mendelssohn.

En efecto, el antisemitismo se revelaría como uno de los grandes motores del descrédito de la Gran Ópera de Meyerbeer y Halévy, tal como lo llegó a expresar el compositor Vincent d’Indy, quien en su Curso de composición musical [1900] sentenció esta etapa como “periodo judaico”, no solo por el origen sociocultural de sus protagonistas, sino por lo que consideró un aberrante y excesivo predominio de los intereses económicos sobre el arte (Diana R. Hallman, Opera, liberalism and antisemitism in XIXth century France, 2007).

[Activa los subtítulos en castellano en el panel inferior (a la derecha)]

El aria “Rachel, quand du Seigneur”

El aria de Eleazar está situada al final del IV Acto y constituye el nº19 de la ópera. Consta del recitativoVa prononcer ma morte“, la cavatina “Rachel, quand du Seigneur” y la cabalettaDieu m’éclaire“. Una breve escena (“Et d’un mot arrêtant la sentence“), con intervención del coro que clama la muerte de los judíos, separa la cavatina de la cabaletta.

El tenor Enrico Caruso caracterizado como Eleazar.

El tenor Enrico Caruso caracterizado como Eleazar.

El aria ocupa una posición crucial en la trayectoria del personaje, que se enfrenta a su inmolación -y la de su hija Rachel- en auto de fe. Aunque no hay posibilidad de salvación para él, Eleazar podría salvar la vida de su hija si revela su origen cristiano, pues la niña fue, en realidad, adoptada tras ser salvada de un incendio en la casa del conde Brogni, implacable perseguidor y ejecutor de judíos.

Pero salvar a Rachel implicaría ceder a las pretensiones de Brogni -ahora cardenal– quien, desconocedor de la identidad de la joven, y atemperado su odio por los judíos por el peso de la edad, propone a Eleazar la conversión de Rachel al cristianismo para evitar su ejecución.

Cegado por la rabia, Eleazar despide a Brogni pensando en el dolor que le infligiría si permite que éste ejecute sin saberlo a su propia hija, pero pronto le asaltan sus sentimientos por Rachel, que le apartan momentáneamente de sus funestas intenciones.


Jacques-Fromental Halévy – La judía [1835] – nº19, Recitativo “Va prononcer ma mort”.

Recitativo
Va prononcer ma mort,
Ma vengeance est certaine.
C’est moi qui pour jamais
Te condamne a gémir!
J’ai fait peser sur toi
Mon éternelle haine
Et maintenant je puis mourir.
Mais ma fille… ô Rachel!
Quelle horrible pensée
Vient déchirer mon coeur.
Délire affreux, rage insensée,
Pour me venger
C’est toi qu’immole ma fureur.
Ve a sentenciar mi muerte,
¡mi venganza caerá sobre ti!
¡Soy yo quien te condenará
a lamentarte toda tu vida!
He descargado sobre ti
el peso de mi odio eterno,
y ahora ya puedo morir.
¡Pero, hija mía!… ¡Oh, Raquel!
¡Qué horrible pensamiento
desgarra mi corazón!
¡Qué delirio terrible, rabia insensata,
me lleva a sacrificarte,
para vengar mi ira!
*

Jacques-Fromental Halévy – La judía [1835] – nº19, Cavatina “Rachel, quand du Seigneur” y Escena “Et d’un mot arrêtant la sentence”.

Cavatina
Rachel, quand du Seigneur la grâce tutélaire
À mes tremblantes mains confia ton berceau,
J’avais à ton bonheur voué ma vie entière.
Et c’est moi qui te livre au bourreau!
Raquel, cuando la gracia del Señor
confió tu cuna a mis manos temblorosas,
consagré mi vida entera a tu felicidad.
¡Y soy yo quien te entrega al verdugo!
*
Mais j’entends une voix qui me crie:
Sauvez-moi de la mort qui m’attend!
Je suis jeune et je tiens à la vie,
Ô mon père, épargnez votre enfant!
Pero oigo una voz que me grita:
¡salvadme de la muerte que me espera!
¡Soy joven y me aferro a la vida!
¡Oh, padre mío, salvad a vuestra hija!
*
Rachel, quand du Seigneur la grâce tutélaire
À mes tremblantes mains confia ton berceau,
J’avais à ton bonheur voué ma vie entière.
Et c’est moi qui te livre au bourreau!
Raquel, cuando la gracia del Señor
confió tu cuna a mis manos temblorosas,
consagré mi vida entera a tu felicidad.
¡Y soy yo quien te entrega al verdugo!
Escena
Eléazar
Et d’un mot arrêtant la sentence,
Je puis te soustraire au trépas!
Ah! j’abjure à jamais ma vengeance,
Rachel, non tu ne mourras pas!
Una palabra mía detendrá
la sentencia y evitará tu muerte.
Renuncio a mi venganza:
¡Rachel, no vas a morir!
Coro
Au bûcher, au bûcher les Juifs!
les Juifs qu’ils périssent!
La mort est due à leurs forfaits,
La mort, la mort, la mort pour leurs forfaits!
¡A la hoguera con los judíos!
¡Mueran los judíos!
¡Sus pecados los condenan!
¡Mueran por sus pecados!
Eléazar
Quels cris de mort retentissent?
¿Qué gritos de muerte son esos?
Coro
Au bûcher les Juifs…
Oui! oui! oui!
¡A la hoguera con los judíos!…
¡Sí, sí, sí!
Eléazar
Ils demandent ma mort.
Vous voulez notre sang, Chrétiens
et moi j’allais vous rendre ma fille Rachel?
non, non, jamais!
Piden mi muerte…
¿Pedís nuestra sangre, cristianos…
y yo… voy a entregaros a mi hija?
¡No, no, jamás!
*

Finalmente, los gritos de odio de los cristianos sumergen de nuevo a Eleazar en el fanatismo y la venganza, quien proclama su destino -y el de su hija- como un martirio impuesto por su Dios.


Jacques-Fromental Halévy – La judía [1835] – nº19, Cabaletta “Dieu, m’éclaire”.

Cabaletta
Dieu m’éclaire, Fille chère,
près d’un père viens mourir
Et pardonne quand il donne
la couronne du martyre!
Vaine crainte, plus de plainte
En mon coeur saint délire
Qui m’inspire, ton empire est vainqueur!
¡Dios me ilumina, hija querida!
Junto a tu padre vas a morir…
¡Perdona si te entrego
la corona del martirio!
¡Fuera temores y lamentos!
En mí nace el santo delirio
que me hace ver la victoria.
*

Análisis musical de “Rachel, quand du Seigneur”

La cavatina, en Fa menor, está escrita en compás binario y tiempo lento. Consta de  una estructura A B A’coda con una extensa introducción orquestal que introduce el tema de la sección A.

| introducciónA (estrofa 1) | B (estrofa 2) | A (estrofa 1) | coda |

La Introducción (cc.1-18) está confiada a una pareja de cornos ingleses, los cuales desgranan la melodía de la sección A en una armonía de terceras y sextas paralelas. La presencia de intervalos de segunda aumentada confiere a la melodía un colorido que ha sido asociado al de la música litúrgica hebrea.

La sección A (cc.18-32) se inicia con un breve periodo binario de 2+2 compases cuyas semifrases (a1 | a1′) coinciden con los dos primeros versos y concluyen en sendas cadencias perfectas (la primera, femenina; la segunda, masculina).

El tercer verso introduce una segunda frase (cc.22-26) compuesta de dos segmentos (a2 | a3): El primero incluye el intervalo característico de segunda aumentada, mientras el segundo introduce un acorde de sexta aumentada que resolverá en el V grado (“et c’est moi”) para concluir con una cadencia perfecta en Fa menor.

El cuarto verso reutiliza la segunda frase (cc.26-32), expandida mediante dos variantes del segmento a3 (a2 | a3′ | a3”). La variante a3′ resuelve excepcionalmente la sexta aumentada en la tónica de La bemol mayor -como un acorde de IV grado con sexta aumentada añadida– , terminando la frase en esta tonalidad. La variante a3” resuelve ahora la sexta aumentada en un acorde de sexta y cuarta cadencial en Fa menor, llevando la sección a su final definitivo.

Resolución regular y excepcional de la sexta aumentada en el aria “Rachel, quand du Seigneur” de Halévy.

Una breve transición (cc.32-36) confiada a la flauta, conduce a la tonalidad relativa de La bemol mayor. La Sección B (cc.36-49) introduce una nueva melodía. Su antecedente (cc.36-40), de cuatro compases, resuelve en la tónica. Un primer consecuente (cc.40-44) desplaza el centro tonal a Do menor y resuelve en esta tonalidad. Un segundo consecuente (cc.44-49) conduce, a través de una cadenza, de nuevo a La bemol mayor.

La repetición de la Sección A (cc.50-60) recapitula el primer periodo binario (a1 | a1′) y elimina la primera enunciación de los versos 3º y 4º, y reduciéndola a los segmentos (a2 | a3′ | a3”). La pequeña coda (cc.60-66) consta de dos frases con sentido cadencial: La primera lo hace a través del acorde de sexta napolitana, mientras la segunda queda suspendida en un acorde de séptima disminuida antes de resolver en una potente cadencia perfecta en Fa menor.

Vídeos recomendados

Jacques-Fromental Halévy – La judía [1835] – nº19, Cavatina “Rachel, quand du Seigneur”. Videoanálisis de esta aria a partir de la reducción para piano de la partitura, con el tenor Roberto Alagna.

Jacques-Fromental Halévy – La judía [1835] – nº19, Cavatina “Rachel, quand du Seigneur”. Esta aria interpretada por uno de sus defensores más carismáticos de los últimos tiempos: Neil Shicoff.

Anuncios

Me gustaría conocer tu opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s