W. A. Mozart – Adagio de la Gran Partita K.361 (análisis)

El tercer movimiento (Adagio) de la Serenata para vientos en Si bemol mayor KV.361, conocida como “Gran Partita”, de W. A. Mozart es una elocuente muestra de la extensión de los principios estructurales de la sonata a géneros aledaños, como el aria instrumental, o movimiento lento que suele ocupar la segunda posición en sonatas y sinfonías.

En esta entrada añadimos un nuevo y singular ejemplo de estudio a nuestra serie de artículos dedicados a la forma sonata.

Análisis del Adagio de la Serenata para vientos K.361 en Si bemol mayor “Gran Partita”

El carácter operístico de los movimientos lentos instrumentales mozartianos no constituye novedad alguna, como tampoco el recurso del compositor a la forma sonata en sus arias operísticas, hecho demostrado con profusión en la ópera seria Idomeneo rè di Creta, KV.366[1], estrenada en el mismo año de composición de la serenata[2] (véase el análisis del aria “Zeffiretti lusinghieri”, un aria en forma de sonata).

En el Adagio en cuestión, escrito en la tonalidad de Mi bemol mayor y compás de 4/4, con solo 46 compases de extensión y pulso en la corchea, las secciones de la sonata están claramente demarcadas mediante procesos cadenciales y brevísimas codetas, de acuerdo con el siguiente esquema[3]:

  • Tema A (cc. 4-11) en Mi bemol mayor.
  • Transición (cc. 11-12).
  • Tema B (cc. 13-18) en Si bemol mayor.
  • Desarrollo (cc. 18-27), transita por Fa menor, Do menor y Sol menor.
  • Recapitulación del Tema A (cc. 28-35) en Mi bemol mayor.
  • Transición modificada (cc. 35-36).
  • Recapitulación del Tema B (cc. 37-42) en Mi bemol mayor.
  • Coda (cc. 42-46).

El carácter operístico de la pieza es reconocible en la presencia de brevísimas “introducciones instrumentales” al comienzo de la Exposición (cc. 1-3) y la Recapitulación (c.27), así como pequeñas pausas o “respiraciones” (cc. 9-11, 17-18, 33-35 y 41-42).

Quizá el rasgo más llamativo de la pieza lo ofrezca su unidad de afectos, proporcionada de principio a fin por un característico moto de corcheas en el segundo fagot y el contrabajo animado por un movimiento sincopado en semicorcheas de los secondi (oboe, clarinete y corno di bassetto) más el primer fagot. El carácter episódico y poco diferenciado de las intervenciones de los primi contribuye a crear la ilusión de estar ante un elaborado “acompañamiento” sin melodía principal, desdibujando el carácter temático (y, con ello, el contraste) de la sonata.

Todo ello ofrece una original corroboración de algunos (contra) presupuestos de la forma de sonata, tal como han sido expresados por Charles Rosen, para quien

“the principles of ‘sonata form’ from Haydn, Mozart and Beethoven did not necessarily include a thematic development section, nor did they require contrasting subjects, a complete recapitulation of the exposition or even a recapitulation that begins in the tonic.” [4]

“los principios de la ‘forma sonata’ derivados de Haydn, Mozart y Beethoven no incluyeron necesariamente una sección de desarrollo temático, ni exigió contraste entre los temas, una recapitulación completa de la exposición, ni siquiera que la recapitulación comenzara en la tónica.” (traducción propia)

En efecto, aquí encontramos una supresión radical de los elementos contrastantes, que atraviesa la pieza de principio a fin y unifica tanto los dos temas principales entre sí como las secciones expositivas con respecto a las transiciones y el desarrollo, y que funciona como una precisa maquinaria que aparenta acompañar una lírica melodía para soprano (¿la mismísima Ilia?) que el compositor se habría abstenido de escribir a mayor gloria de su genio.

[1] Las arias en forma de sonata sin desarrollo son frecuentes en esta ópera, en la que encontramos también ejemplos con desarrollo, como es el caso d l aria de Ilia del Acto III “Zeffiretti lusinghieri”.

[2] Para la datación de esta obra, véase Dave Morton: K.361 and Mozart’s Wedding: Another Mozart Myth http://www.mozartsmtm.org/WEDFLOW/wedflow.html, 21 de Abril de 2002, revisado en Junio de 2017 (última consulta: 12 de noviembre de 2017).

[3] Wolfgang Amadeus Mozart: Wolfgang Amadeus Mozarts Werke, Serie IX: Cassationen, Serenaden und Divertimente, Bd.1, Nº12, ed, de Gustav Nottebohm (Leipzig: Breitkopf & Härtel, 1880), pp.21-26 (419-424).

[4] Charles Rosen: The Classical Style. Haydn, Mozart, Beethoven. New Edition (New York: W. W. Norton & Co, Inc, 1997), p.52.

Anuncios

One comment

Me gustaría conocer tu opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.